fbpx

Consejos de conducción: la correcta circulación en rotondas

Las rotondas, el gran dilema de la conducción por excelencia. Tanto es así que se calcula que el 80% de la gente circula mal por ellas. En teoría, las rotondas están diseñadas para conseguir mayor fluidez del tráfico pero, sin embargo, muchas veces son testigos de accidentes urbanos.

En Automotor Canarias nos preocupamos por la seguridad vial, pero eso no sólo depende de la calidad de nuestros vehículos. Como bien podéis imaginar, el factor humano es fundamental. Por ello, nosotros nos disponemos a aclarar algunas de las dudas más frecuentes acerca de las rotondas, con la intención de disminuir los accidentes y las eternas retenciones de la ciudad.

Incorporarse a una rotonda por el carril indebido o salirse de ella desde los carriles interiores son algunos de los errores más frecuentes que nos podemos encontrar en el día a día.

La mala conducción en las rotondas no sólo lleva a accidentes de tráfico, sino que repercute en los atascos que tanto nos molestan. Llevar a cabo las prácticas correctas nos puede ahorrar muchos dolores de cabeza, ¡y no nos cuesta nada hacerlo bien!

En primer lugar, es importante aclarar que circular por los carriles interiores de una rotonda está bien siempre y cuando nos pasemos al carril exterior antes de abandonarla. Sin olvidar, por supuesto, que la señalización con los intermitentes es fundamental para prevenir accidentes.

Los coches que circulan por los carriles exteriores siempre tienen prioridad, y en ningún caso debemos cortar su trayectoria. Por ello, cambiar de carril antes de abandonar la rotonda es imprescindible.

En Automotor Canarias nos esforzamos cada día para que tus trayectos en carretera sean seguros, por lo que anota bien este consejo y difúndelo cuánto puedas. Al fin y al cabo, si todos cumplimos las reglas, la carretera será más segura y cómoda.

Relacionado

Menú