fbpx

Tu coche siempre está contigo

Cuando eras pequeño disfrutabas de los viajes en coche con tu familia. En la radio sonaban las alegres canciones de la época. Esas mismas que a veces tarareas mientras esbozas una sonrisa por recordar esos años.

Parece mentira que haya pasado el tiempo tan rápido…

Cuando ibas a la escuela parecía que los 18 años nunca llegarían. Te morías por poder conducir y volar allá a donde quisieras con total libertad. Disfrutar con los amigos de aquellas playas lejanas con las que siempre soñaban.

Hasta que por fin, llegó el momento.

Te subes a tu coche por primera vez y te sientes el rey del mundo. Recorres las carreteras infinitas disfrutando de cada kilómetro.

Y siguen pasando los años.

Tu coche te acompaña cada mañana a la universidad. Y a tus clases de baile… y a todas las fiestas de juventud.

Es el cómplice de tu primera cita y te lleva engalanado a tu boda. Te complace en cada escapada de fin de semana y te lleva a las estrellas.

Llega el día más importante de tu vida y no te defrauda. Te lleva al hospital con los nervios propios de la cita. Por fin verás la cara de tu pequeño. Lo verás crecer y tu coche te acompañará a cada fiesta del colegio y a los partidos de fútbol, a las excursiones…

Y pasan los años y se convierte en tu herramienta de trabajo. Indispensable, infatigable, tu cómplice de batallas.

Tu vehículo te acompaña en los buenos momentos. En los malos, también está contigo. Y sabes que forma y seguirá formando parte de tu vida, porque la libertad y la movilidad para ti y los tuyos, es indiscutible.

¿Sabes lo importante que es en tu vida tu coche?

Siempre está contigo, por eso nosotros cuidamos de él, para que nunca te falle y siga siendo tu caballo de batalla.

Relacionado

Menú